Thursday, November 12, 2009

Ella y El: La Historia (parte 1)


La negación es un mecanismo de defensa que consiste en enfrentarse a los conflictos negando su existencia o su relación con el sujeto.
Se rechazan aquellos aspectos de la realidad que se consideran desagradables. El individuo se enfrenta a conflictos emocionales y amenazas de origen interno o externo negándose a reconocer algunos aspectos dolorosos de la realidad externa o de las experiencias subjetivas que son manifiestos para los demás.



Maqui, como la Tía Daniela, se enamoró como se enamoran las mujeres inteligentes: como una idiota.

Ella lo encontró hace casi dos años en medio de una multitud de gente que nada tenía que ver con ellos.
El la encontró en medio todas esas miles de personas.
Ella le dedico miradas picaras deleitándose con su imagen.
El le dedico sonrisas complices encantado con la situación
Ella y El se encontraron y jugaron a seducirse.
Y así como como se encontraron, sin siquiera poder pensarlo, se enamoraron perdidamente uno del otro.

Ella se enamoró de sus brazos, sus ojos verdes, su pelo color rubio ceniza y su acento, ese que tiende a olvidarse algunas letras al final de las palabras.
El se enamoro de sus ojos grandes y de mirada profunda, de sus palabras y de sus caricias.

Ellos no pudieron evitarlo, y por muchos meses con largas horas de viaje se amaron sin pensarlo, se amaron sin barreras de tiempo ni espacio.
Ellos se quisieron, se mimaron, se besaron y se extrañaron cuando no estaban juntos.
Ellos no pensaban en el futuro, sino en aprovechar, en vivir con pasión y energía cada minuto que compartían.

Ella se sitió feliz y completa después de mucho tiempo
El por fin había encontrado esa mano que lo sacaría de sus pozos mas profundos.

Ella estaba convencida de que sería para siempre
Y El no hacía mas que agradecer que lo hubiera encontrado aquel 21 de Diciembre.

Los meses pasaban, y Ella seguía con las mismas fuerzas del primer día.
Pero El...El comenzó a dudar de si podría con la distancia.
El se olvidó del presente y se concentró únicamente en el futuro.
El dudo, se confundió y tomando decisiones apresuradas, lo decidió.

Ella lloro, se enfureció, se sintió traicionada, triste, decepcionada.
Ella intentó hacerle entrar en razón. Visualizo todas las posibles situaciones.
Pero no hubo caso.
El lo decidió y sin importarle que sucedería, la dejó
El la dejó y ella sola se quedo.


Y así, como si nada hubiera ocurrido, dejaron de hablarse.
El siguió con la vida que tenía antes de conocerla.
Y Ella siguió con sus eternas responsabilidades.


Pero algo ocurrió.
Ella perdió sus fuerzas y su energía.
Ella perdió las ganas de seguir adelante.
Perdió su luz y su esencia


Ella quedó a un lado del camino.
Ella ya no pudo avanzar más



.

5 comments:

Carugo said...

Ella es una chica inteligente y apasionada que recibe por primera vez el desencanto de un desamor.
Ella deberá pensar que tiene veinte años y toda una vida por delante para volverse a enamorar, para ser feliz y vivir plenamenmte.
Ella debe dejar de pensar en el pasado porque la inmovoliza y no la deja avanzar.
Ella debe mirar hacia adelante y NUNCA DEBE DEJAR DE ESTUDIAR.
El amor viene solo.

Y aquí estoy acusando tu golpe de que nunca paso. Bueno, vos lo haces poco tambien porque sino te hubieras llevado un regalo que les dediqué a algunas personas y entre ellas, estabas vos...)
Chupate esa mandarina.
Besos, Chica Lista.

Yo NO SOY Cindy Crawford!! said...

No quiero volver a pasar por lo que estás pasando.

Entonces te digo (otra vez) y ya q tenés hermosos ojos grandes.
Abrilos lo más que puedas.

CORTÁ CON ESO.

Sino te hago cagar.
:P

Besote

Maqui said...

Ambos esperen a la 2da parte y después me dicen.

Floripondia said...

Mujer, se que las segundas partes a veces son buenas.. y por lo que decís espero que así sea :=)

flow said...

Ni se porque extraña razon las mujeres solemos buscar soluciones, y los hombres solo suelen huir ante la primera evidencia de un problema...
Me gusto mucho tu blog...
saludos!