Wednesday, March 18, 2009

Human bonding



Charlando cibernéticamente con mi nuevo compañero facultativo, nos encontramos hablando de la edad de nuestros hermanos, lo cual equivaldría a charlar sobre el tiempo. Totalmente banal y sin sentido.

Ambos odiamos eso, así que apenas nos dimos cuenta intercambiamos unas risas bien sentidas y acto seguido me dijo esa frase que siempre deriva en una conversación vacía y aburrida... algo no muy original. Esas que generalmente vuelven al estilo circulo vicioso al tema del clima nuevamente.


- M: "contame algo..." escribió.


Pero para mi sorpresa, al instante agrego:


- M: conozcámonos


Eso claro, lo cambio todo.

Pidió información sobre mi...algo que todos hacemos cuando estamos conociendo a otra persona. No me dejo decidir de que hablar, sino que estableció el tópico en cuestión. A saber..."cosas que crees te caracterizan".


Este cuatrimestre estoy cursando una materia que se ha dado por llamar "Taller de Oratoria". La última clase, tuvimos como consigna pasar "al frente" y hablar sobre nosotros. Ese día me devoré la cabeza pensando que iba a contar, ya que creía que no tenia mucho para decir. Por suerte no tuve que ser sometida al ridículo.


Ahora bien, deben estar pensando que tiene que ver mi clase con lo que estoy escribiendo. Bueno, a decir verdad tiene mucho que ver. Ese día yo creía que no tenia nada interesante para contar, ni siquiera algo para decir sobre mi.


Y si, estaba equivocada.


Cuando recién conoces a alguien, se tiene TODO para contar, por el simple hecho de que esa persona desconoce TODO sobre vos. Y ese período suele ser bastante divertido. Se encuentran similitudes y diferencias que pueden derivar en amistades maravillosas o entredichos innecesarios. Se charlan todos los temas habidos y por haber. Se debate. Se intercambian opiniones entre mates, canciones y galletitas y definitivamente es una etapa que a todos nos gusta, y que claro, también es absolutamente necesaria.

Conocerse genera intriga, genera curiosidad. Y si el paisaje al que nos enfrentamos es interesantemente bonito pues mas intriga nos genera, y eso nos impulsa a inundarnos de él para averiguar si mantiene esa belleza durante todo el camino o es simplemente una mera fachada.


Retomando mi historia...mi nuevo compañero seguía expectante a mi respuesta, y para su sorpresa, y para la mía más aún...lo abrume a información. Fue algo así como un bombardeo de palabras. Soy extrovertida y no tengo problemas para hablar (o escribir en ese caso)...pero poder contar tanto me asombro muchísimo.

La misma que el otro día rezaba por no "pasar al frente" hoy contaba detalles y características sin problema.


¿Y saben de que me di cuenta? De que tengo mucho para contar, de que tengo mucho para compartir. Y de que por suerte, eso que tengo suele agradarle a la gente, o al menos a mi compañero, que pareció interesado en mis palabras.


Ahora bien....ser extrovertido es estupendo, ¿pero les digo algo?..no hay nada mejor que mantener al otro expectante. Con ansias de saber más y más.



Además de algo estoy segura..... hay tiempo de sobra para conocerse señores.

Y por supuesto... yo no planeo desperdiciarlo.

12 comments:

Xaj said...

Sacarse las capas como una cebolla. De a una, colgarlas de un hilo, que se escurra el aceite de nuestra existencia.

Saluditos.

nelsonline said...

Te recomiendo las charlas técnicas de Bilardo... te van a servir en estos tiempos.
Y por lo pronto, felicitaciones.
Nel

(quintee)

Milky bitch said...

Igual, lo mejor que tienen las personas, es que son como el mar. Jamás conocerás absolutamente todo de alguien, y vivirás motivada por bucear más y más profundo, aunque sepas que jamás llegarás a tocar el piso, es una buena forma de aprovechar el tiempo :)

Besos!

Josefina

Maqui said...

Xaj: ni mas ni menos

Nel: recorda que yo estudio RRPP, no periodismo jaja

Josefina (Jose esta bien?): muy buena analogía. Definitivamente las personas somos como el mar.

Saludos! =)

Mamarracho said...

ya eché un ojito, me ha encantado te seguiré

Maqui said...

Bienvenido entonces ^^

Limada said...
This comment has been removed by the author.
Limada said...

si hablar del tiempo,no tiene sentido, sea con lo que sea que se mida, qiere deciryo soy simplemente una perdida.. o no, o quiere decir que entendí otras cosas.

Mamba Negra said...

vaya, que razón tienes, yo vivo con mi pareja y recuerdo aquella época de conocernos como algo extraordinario, me dejó eclipsada, y la verdad, no era mera fachada, pero a día de hoy...a veces no sabemos que contarnos!! jajajaj tienes razón, es mejor dosificar la información, que luego pasa lo que pasa jajaja
me ha encantado tu blog!!!
nos vemos :)
besotes

Maqui said...

Limada:...leo y leo pero me cuesta entender, de todas formas bienvenida a mi blog ^^

Mamba Negra: me alegra q te haya gustado...Bienvenida a ti tmb^^

Mr. Vic said...

te sigo también

Maqui said...

Bienvenido Mr. Vic =)